viernes, enero 02, 2009

Lo que no entiendo



MILA CARRERO
01.01.2009 Extremadura al día
02.01.2009 Extremadura 24 horas

Hay montones de cosas que la gente sencilla no podemos entender, por ejemplo por qué alguien tan aburrido e insulso, como Lolita logra “enchufarse” en la presentación del programa televisivo estrella del año, aunque su amenización sea, por si sola, motivo suficiente para que los espectadores cambien de canal; O por qué Anne Igartiburu se exhibe desde la Puerta del Sol retransmitiendo “las campanadas” con un escotado vestido rojo, que deja la espalda al aire, a pesar del gélido frío que la noche de fin de año ha deparado en la capital madrileña.

O ¿cómo entender que una lluvia de colores sobre el cielo de nuestras ciudades alimente nuestras ilusiones para el año nuevo, mientras al otro lado del mediterráneo, y acaso en el mismo instante, el brillante fuego de los bombardeos aniquila los cuerpo y la esperanza de otras personas que tampoco pueden hacer nada por evitarlo?.

Y ahí la mente se me aturrulla y no me deja entrar en paz en el año que nace. Y no puedo o no quiero entender nada. Porque ¿Cómo podría entender que las madres tengan que ver a sus hijos e hijas mutiladas, ciegas, o muertas, y qué la vida se te parta bajo el absurdo fuego de un misil con el que las palabras son inútiles?. Y me indigno, y me escandalizo, porque ¿cómo podría no escandalizarme que, desde la integridad física hasta la misma vida de los débiles, estén, una vez más, a merced de los intereses de los fuertes?. Y se me hace un nudo en la garganta, y me conmuevo, porque ¿cómo podría dejar de conmoverme viendo a los niños palestinos defenderse de los agresivos bombardeos israelíes a base de pedradas?. Y reniego de los implacables dioses que primero nos convencen, y luego nos abandonan, porque ¿cómo podría creer por un momento en un Dios capaz de permitir que las esperanzas de niños y adultos se frustren en el dolor de los cuerpos reventados de cada víctima?. Y empapada de una impotencia que no consigue ahogarme sólo se me ocurre gritar y escribir, porque ¿cómo podría callarme, cruzarme de brazos, o seguir mi vida, sin al menos, pararme a luchar contra la brutal agresión con que Israel está machacando al pueblo palestino?

Mila Carrero

Para detener el genocidio: http://detenerelgenocidio.wordpress.com/

1 comentario:

Amparo dijo...

Hace tiempo encontré tu blog, me gusto y lo guarde para ojearlo mas detenidamente en otro momento, quedo olvidado en una carpeta de mis favoritos. Hoy dando un repaso he vuelto a abrirlo ya no quiero dejar de pasar la oportunidad de dejarte un saludo desde la orilla del mediterráneo.

Salud…